¡Hacemos envíos a todo México! Haz tu compra a 3, 6 o 9 MSI.

Bugambilia: Todo lo que necesitas saber para su cuidado

Bugambilia: Todo lo que necesitas saber para su cuidado

La bugambilia, también conocida como "Buganvilia" en algunos lugares, es una planta vibrante y muy conocida por sus hojas coloridas. Esta planta es originaria de Brasil y florece casi todo el año en climas cálidos. Crece de forma natural en muchos colores colores, como fucsia, morados, naranjas y blancos, por lo que son una buena opción para adornar jardines de todos los tamaños.

A pesar de que parecen un poco delicadas, las bugambilias son muy resistentes y pueden tolerar una variedad de condiciones tanto de interior como de exterior. Si quieres obtener más información, continúa leyendo.

¿De dónde viene la Bugambilia y a que familia pertenece?

La bugambilia llegó a Europa a finales del siglo XVIII gracias al navegante francés Louis Antoine de Bougainville de donde tomó su nombre. Hoy en día, la Bugambilia se encuentra en climas cálidos de todo el mundo, desde el Mediterráneo hasta el sur de Asia, y son especialmente apreciadas en regiones donde pueden florecer durante todo el año, como en California, Florida y la Ciudad De México.

La Bugambilia es una planta perenne, lo que significa que vive más de dos años y que florece varias veces a lo largo del año, especialmente en climas cálidos y con una temperatura constante.

La bugambilia pertenece a la familia Nyctaginaceae. Esta familia incluye diversas plantas, muchas de las cuales son conocidas por sus colores vibrantes y su capacidad para trepar.

¿Cuánto crece una Bugambilia?

En su entorno natural, una Bugambilia adulta puede alcanzar una altura de hasta 12 m. Sin embargo, si la pones en una maceta, o cuando la podas regularmente puede quedarse de un tamaño mucho más pequeño y manejable.

Como planta de interior o como parte de su jardín exterior, lo más probable es que tu Bugambilia crezca entre 1 y 4 metros, dependiendo del clima en donde vives y los cuidados que le des a tu planta.

Una de las características fascinantes de la Bugambilia es que crece muy rápido y en condiciones ideales, puede crecer hasta 1 m en una sola temporada.

 

¿Cuáles son las características de la Bugambilia?

Sabías que la flor de la bugambilia tiene propiedades medicinales? - El Sol  de Mazatlán | Noticias Locales, Policiacas, sobre México, Sinaloa y el Mundo

Flor de Bugambilia

La característica más llamativa de esta planta tropical son los colores y texturas de sus hojas. Mucha gente las confunde con pétalos o flores, pero en realidad son hojas modificadas que rodean a las flores verdaderas de la planta, las cuales son pequeñas, blancas y relativamente insignificantes.

Enredaderas

Otra característica importante de la Bugambilia son sus enredaderas con espinas y troncos duros. Estas enredaderas pueden alcanzar hasta 12 metros de longitud en su entorno natural lo que las hace perfectas para cubrir rápidamente paredes, cercas y enrejados.

¿Qué tipo de hábitat prefiere una Bugambilia?

Como lo vimos, esta planta es originaria de América del Sur y está acostumbrada a e entornos que son cálidos y soleados. El lugar ideal para esta planta es el exterior, donde puede recibir bastante sol y lucir sus vistosas flores. También la puedes colocar en el interior de tu casa u oficina, pero necesita ser un espacio que tenga acceso al sol directo o a luz muy brillante.

Como planta trepadora y rastrera, también es una buena idea darle soporte a tu planta para que crezca más rápido. La puedes poner cerca de una reja, barda o alguna estructura que le ayude a guiar su crecimiento.

 

¿Cómo Se Cuida Una Bugambilia?

Luz

La buganvilla prospera mejor bajo el sol directo, ya que estas plantas necesitan al menos seis horas de luz solar al día para florecer. Aunque pueden soportar algo de sombra parcial, es probable que sus colores sean vibrantes y la planta se quede de menor tamaño. Si tienes una bugambilia en interiores, te recomendamos colocarla cerca de una ventana que dé al sur, donde pueda recibir mucha luz directa.

Temperatura y humedad 

Cuando se trata de temperatura, la Bougainvillea prospera en ambientes cálidos y puede soportar temperaturas que van desde los 15 °C a los 25 °C. Estas plantas adoran el calor y pueden tolerar temperaturas mucho más calurosas, pero por el contrario, son muy susceptibles a los daños por fríos intensos cuando la temperatura baja de los 12 °C.

En cuanto a la humedad, la Bugambilia no es exigente. Puede tolerar una amplia gama de niveles de humedad sin problemas. Sin embargo, un nivel de humedad más alto puede estimular un mejor crecimiento y flores más vibrantes.

Ambiente

Puedes poner una bugambilia tanto en interiores como en exteriores, lo que la convierte en una planta muy versátil para cualquier decoración. Si vives en un área con un clima cálido, puedes plantar tu bugambilia en un jardín donde le dé el sol y te recompensará con una explosión de colores.

Por otro lado, si vives en un lugar con clima más frío, es mucho más recomendable poner tu bugambilia en interiores. Solo asegúrate de que reciba suficiente luz solar, preferiblemente en una ventana que dé hacia el sur. 

Riego

A pesar de que la Bugambilia es resistente a la sequía, necesita un riego frecuente durante la temporada de crecimiento, que generalmente va desde la primavera hasta el otoño.

Durante este período, debes regar tu planta cada vez que la los dos primeros cm del sustrato se sientan secos al tacto. Sin embargo, es importante que tengas en cuenta que a las Bugambilias no les gusta estar en tierra encharcada o agua estancada; por lo tanto, un excelente drenaje es clave.

En contraste, durante los meses de invierno o su período de reposo, las necesidades de riego de tu Bugambilia bajan mucho. Una buena regla general es regar tu planta con moderación, humedeciendo la tierra y asegurándote de que esté seca antes del próximo riego.

Fertilizante

Por lo general, te recomendamos usar un fertilizante rico en potasio y bajo en nitrógeno para fomentar la floración. Sin embargo, es importante que no uses en exceso los fertilizantes a base de nitrógeno porque puedes quemar la planta y reducir la cantidad de flores que puede sacar.

En cuanto a la frecuencia de aplicación, sugerimos fertilizar tu Bugambilia cada cuatro a seis semanas durante su temporada de crecimiento activa, que suele ser desde principios de primavera hasta finales de verano.

 

Sustrato para la Bugambilia

Para el crecimiento óptimo de la Bugambilia, escoge un suelo bien drenado y ligeramente ácido. Es un error común pensar que la Bugambilia prospera mejor en suelos con pocos nutrientes. De hecho, aunque puede sobrevivir en condiciones pobres, un suelo rico en nutrientes puede mejorar enormemente su crecimiento y potencial de floración. Las condiciones ideales del suelo deben tener un nivel de pH entre 5.5 y 6.0.

A esta planta no le gusta estar en suelos demasiado húmedos. Por lo tanto, asegúrate de que el suelo sea lo suficientemente poroso para dejar que el agua en exceso drene fácilmente. Una mezcla de suelo que incluya arena, turba y perlita suele ser una buena elección para la Bugambilia. Esta mezcla garantiza un buen equilibrio de nutrientes en el suelo, al tiempo que que le da suficiente aireación y drenaje.

¿Cómo propagar una bugambilia?

Imágenes de Bugambilia: descubre bancos de fotos, ilustraciones, vectores y  vídeos de 1,251 | Adobe Stock

La propagación de la Bugambilia es un proceso muy fácil y se puede lograr usando semillas o esquejes. Te guiaremos a través de ambos métodos para que puedas elegir el que mejor te convenga.

A partir de semillas

Aunque puede tomar más tiempo para que tu planta madure, la propagación de la Bugambilia a partir de semillas puede ser una experiencia gratificante. En la mayoría de las regiones, puedes comprar semillas de buena calidad en tiendas de jardinería y hasta en línea.

Una vez que tienes las semillas, te recomendamos sembrarlas en musgo, perlita o leca (arcilla expandida). Estos medios son bastante porosos y retienen muy bien la humedad, lo que le va a ayudar a la semilla a crecer más rápido.

Riega las semillas hasta que el medio esté húmedo y ponlas en un ambiente bien iluminado, cálido, y mantén una humedad constante. La germinación generalmente toma un plazo de tres a cuatro semanas.

A partir de esquejes

A diferencia de la propagación a partir de semillas, el uso de esquejes generalmente es un proceso más rápido. Empieza seleccionando un tallo saludable de tu Bugambilia. Corta una sección de unos 10 cm del tallo justo debajo de un nodo de hoja.

Quítale las hojas de la mitad inferior del esqueje, dejando solo unas pocas en la parte superior y sumerge el extremo cortado del tallo en hormona de enraizamiento y después puedes colocarlo directamente en tierra o en un medio que fomente el crecimiento como los que te recomendamos.

Acuérdate de poner el esqueje en un lugar con buena iluminación y con buena humedad para que el proceso sea más rápido y aumentar tus posibilidades de éxito.

¿Cuáles son algunas plagas y enfermedades comunes de Bugambilia?

A pesar de que la Bugambilia es muy resistente, no es inmune a las plagas y enfermedades. Es importante que revises tu planta de forma frecuente para puedas ver a tiempo si hay algún problema y que puedas tomar las medidas necesarias.

Algunas plagas comunes que atacan a la Bugambilia incluyen pulgones, orugas e insectos escama.

Los pulgones son insectos pequeños que generalmente se agrupan cerca de los nuevos brotes. Chupan la savia de la planta, debilitándola y potencialmente transmitiendo enfermedades a tu planta. Una infestación se puede controlar lavando la planta con un chorro fuerte de agua o usando jabón potásico.

Las orugas pueden ser bastante dañinas, especialmente la Oruga Desfoliadora de Bugambilia. Se alimentan de las hojas, haciendo que se vean mordidas. Revisa con cuidado tu planta y elimina estas plagas con insecticidas orgánicos además de retirar las orugas que puedas ver.

¿La Bugambilia es segura para las mascotas?

Si tu mascota llegara a ingerir cualquier parte de una Bugambilia, le podría causar un malestar gastrointestinal con síntomas como vómitos o diarrea. También tienes que tener en cuenta que la bugambilia tiene espinas afiladas. Si bien tus mascotas con muy inteligentes y casi nunca se acercan, cualquier interacción podría causar lesiones, especialmente en animales curiosos que podrían intentar probar la planta.

Para evitar cualquier problema pon tu planta en un lugar dejos de su alcance o entrena a tus mascotas para que no se acerquen demasiado a tu bugambilia.

¿La Bugambilia se usa como medicina?

Sí, la Bugambilia tiene beneficios medicinales. Además de su belleza y vitalidad, también está llena de propiedades terapéuticas. Las prácticas medicinales históricas y contemporáneas han aprovechado las diversas partes de esta planta, incluyendo sus raíces, hojas y flores, para tratar una variedad de dolores y enfermedades.

Té de Bugambilia para la gripe y tos

En muchos lugares, incluyendo México, se usan las flores de la planta para hacer té de bugambilia y tratar la tos, esto es porque una infusión de Bugambilia, aunque es de un bebida de sabor amargo, tiene un efecto expectorante. También se ha usado para aliviar los síntomas asociados con problemas respiratorios como la bronquitis agregando un toque de jugo de limón.

Agua de Bugambilia Para tratar malestares gastrointestinales

Para este calorcito, así puedes preparar agua de bugambilia - Soy  Coyoacanense

Algunas culturas usan las flores para hacer agua de bugambilia como remedio para problemas gastrointestinales. Se crea el agua haciendo una infusión con las raíces de la planta para aliviar problemas estomacales y mejorar la digestión.

Dicho esto, recuerda que estos remedios suelen pasar por procesos químicos para evitar cualquier riesgo a la salud. Por esto, es mejor no ingerir ninguna parte de la planta.

Conclusión

En conclusión, cuidar de una bugambilia requiere atención a detalles específicos, pero con un poco de dedicación, esta planta puede florecer y convertirse en una toque vibrante y colorido de cualquier jardín o espacio exterior.

Acuérdate de la importancia de darle suficiente luz solar, un riego adecuado sin excesos, y protegerla de las heladas para asegurar su crecimiento óptimo. Asimismo, no olvides las podas regulares para estimular su floración y mantener una forma atractiva.

Siguiendo estos consejos básicos, tu bugambilia no solo sobrevivirá, sino que prosperará, brindándote una espectacular exhibición de colores y transformando tu espacio en un vibrante oasis.

Dejar un comentario

Tu correo electrónico no será publicado. Los campos requeridos están marcados con un *

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados